Vómitos en gatos: causas y tratamiento

Si tu gato presenta problemas de vómitos, acude a nuestra consulta veterinaria en Castellón

Vómitos en gatos

Los vómitos en gatos son frecuentes, pero no por ello inofensivos. Se trata de un síntoma que nos indica que algo no va bien, por lo que es importante estar alerta.

Muchas veces los gatos vomitan porque han comido en exceso o a causa de las bolas de pelo que les irritan la mucosa estomacal. Pero en ocasiones, los vómitos se deben a problemas de mayor gravedad, como una intoxicación, una enfermedad o la ingesta de un cuerpo extraño.

Ante la mínima señal de que el gato no se encuentra bien, acude a nuestra consulta veterinaria en Castellón para que examinemos a tu peludo y determinemos qué le pasa. No automediques al animal ni esperes a que se ponga peor. Recuerda que cuando se trata de su salud, más vale prevenir.

 

Detección y tratamiento de vómitos en gatos

Cuando acuden a consulta gatos con un cuadro sintomático de vómitos, lo primero que hacemos es, como siempre, recavar toda la información posible, con el objetivo de ofrecer un diagnóstico lo más rápido y acertado. Así, nos interesamos por cuestiones como:

  • El inicio de los síntomas.
  • Qué frecuencia tienen.
  • Color, consistencia y aspecto del vómito.
  • Si el animal tiene apetito o no.
  • Si el vómito va o no unido a diarrea.
  • Si el gato se rasca mucho.

Tras obtener esta información, exploramos al animal en busca de otros signos de enfermedad, como si presenta dolor abdominal, tiene fiebre o la coloración de sus mucosas. También prestamos atención a su estado mental (alerta o deprimido).

Si es un gato joven y los síntomas son leves y no hay deterioro del estado general del animal, pautamos tratamiento sintomático para el control de las náuseas-vómitos.

Si por el contrario el animal tiene una cierta edad, está deprimido o muestra signos evidentes de dolor abdominal, debemos realizar prueba de imagen como radiografías o ecografías y analíticas, para así descartar la presencia de obstrucciones por cuerpos extraños, alteraciones intestinales, tumores, pancreatitis, insuficiencia renal o hepática.

Tanto en adultos como en gatitos conviene descartar enfermedades víricas como la panleucopenia, la leucemia felina y la inmunodeficiencia felina, sobre todo en los que no han completado aún la vacunación o en los que hace tiempo que no se vacunan correctamente.

 

Veterinario especialista en gatos

jumbotron

Somos expertos en medicina felina y disponemos de planes de salud para gatos. Si buscas un centro para su cuidado o esterilización, visítanos.

¡PIDE CITA AHORA!